Conoce los secretos de la tinta termocromática

El mundo de las tintas de impresión es muy amplio. Tanto que los fabricantes están en constante búsqueda de novedades para gran cantidad de usos. Algunas aplicaciones ya existen desde hace años pero su desconocimiento hace que el uso sea muy limitado. Es el caso de las tintas que reaccionan al calor o tintas termocromáticas. Adéntrate en ellas en el blog de Canal Cero Street.

¿Qué son las tintas termocromáticas?

Las tintas termocromáticas son de una alta tecnología. Cambian de color dependiendo de la temperatura en la que se encuentren: con que suba o baje la temperatura el color aparece, desaparece o cambia de color. Estas tintas están disponibles en varios colores y temperaturas de activación: 15 ºC, 31 ºC y 45 ºC.

La temperatura de la activación se define como la temperatura sobre la que la tinta ha cambiado totalmente de su color inicial al color final. El cambio de color es reversible, es decir, cuando el producto vuelva a la temperatura inicial, el color original será restaurado.

Características de las tintas termocromáticas

  • Las tintas cambian su tonalidad de un color visible a la luz diurna a otro color o a invisible.
  • La reacción es reversible, cuando cesa la fuente de frío la tinta recupera su color inicial.
  • Tiene 3 rangos de temperatura:
    • Fría: a temperatura ambiente el color no se ve y aparece por debajo de los 10ºC.
    • Ambiente: a temperatura ambiente el color se ve y desaparece por encima de 32ºC.
    • Caliente: a temperatura ambiente el color se ve y desaparece por encima de 47ºC.

Dentro del mundo del packaging, el recurso de utilizar tinta termocromática es muy interesante. Veamos varios ejemplos:

Cerveza danesa Mikkeller

En la etiqueta se puede ver bien un copo de nieve o bien un contorno de un sol, según esta se enfría o se calienta.

 

cuatro botellas de cerveza danesa mikkeller con una etiqueta termocromática en blanco

Editorial Power del diseñador catalán Guillem Casasús

En este caso, la tinta termocromática juega un papel revelador. El diseñador la utiliza para revelar la verdad que muchas veces permanece oculta en torno a la información que se nos ofrece sobre los conflictos bélicos.

Revista diseñada por Guillem Casasús donde aparece una mano frotando las hojas para que aparezca el dibujo oculto con la tinta termocromática.

La tinta termocromática también puede utilizarse de manera irreversible, es decir, una vez revelada la tinta se quedará permanente. Hablamos de tintas que solo cambian una vez; el color aparece al llegar a su temperatura específica de activación y permanece aunque cambie la temperatura.

Un buen ejemplo es el informe anual de Austria Solar desarrollado por la agencia Serviceplan. Los diseñadores Matthäus Frost y Mathias Nösel consiguieron crear esta publicación que solo puede leerse bajo la luz solar. Para ello, utilizaron tinta respetuosa con el medio ambiente y una mezcla perfecta que permite que el contenido sea invisible sin exposición UV. El packaging a su vez también es especial: está protegido por un envoltorio de aluminio que impide que la publicación quede sobreexpuesta a la luz antes de ser abierta.